Cómo evitar los errores más comunes en tu proyecto online



Evitando Errores y Cimentando las Ideas

El primer paso que quiero compartir contigo es que establezcas las bases que te llevarán a implementar tu negocio en Internet. Primero que nada será necesario conocer y evitar los errores más comunes que se comenten al llevar un negocio a Internet.

Es preciso que conozcas y te familiarices con algunos conceptos relevantes con los que trabajarás y que revolucionarán tu manera de ver Internet.

El primer fundamento que debes tener en cuenta es que, la forma tradicional de hacer negocios fuera de Internet no aplica al implementar un negocio en Internet, uno de los errores más comunes es seguir la misma estrategia de negocio que emplean los comerciantes en sus negocios tradicionales lo cual garantiza el fracaso del proyecto Online aún antes de empezarlo.

El 99% de los pequeños emprendedores en la red cometen el error de seguir ciegamente las únicas estrategias que conocen y que solo funcionan con los negocios Off-line y eso explica el alto índice de fracaso de los emprendimientos en Internet. Lo hacen de la forma sistemática que les es familiar:

Abren su tienda virtual, con su catálogo de productos, su carrito de compra y un encabezado que dice: “Bienvenido a mi tienda…, somos los mejores” para luego sentarse a esperar a que los clientes entren y compren tal como se acostumbra en un negocio tradicional.

Muy pronto se encuentran con que los clientes no llegan, entonces el dueño piensa “por supuesto; lo que falta es atraerlos con publicidad”. Así que investiga un poco y encuentra que para existir en Internet hay que aparecer en los buscadores y entonces se da de alta manualmente en todos los buscadores o bien paga un servicio que lo hace de forma automática, y para su sorpresa los clientes siguen sin llegar a su tienda Online.

¿Por qué? ¿Qué falta? ¿No basta con tener una tienda en línea con los mejores productos?

Supongamos que la tienda vende joyería. Hagamos el ejercicio. Busquemos "joyería" en Google. ¿Listo? Ahora fíjate en el lado derecho de la franja azul. Se verá algo así como “Resultados 1 - 10 de aproximadamente 12,900,000 de joyería. (0.13 segundos)” ¿Queda claro por qué los clientes no llegan? Con casi 13 millones de competidores en la red se necesitará algo más que registrarse en Google para que los potenciales clientes encuentren tu joyería.

Joyería google

La siguiente opción que descubre el dueño es que puede pagar a Google para aparecer en los primeros resultados de este buscador, pero no en los resultados naturales sino en los “enlaces patrocinados” a través del servicio de AdWords.

Le paga a Google, éste coloca un anuncio de una de sus páginas y cada vez que alguien dé click y entre a su sitio, Google le cobrará una comisión que irá desde unos centavos de dólar hasta dos, tres o más dólares por cada click.

El precio dependerá de la competencia. Hay muchas empresas que siguen esta estrategia. La que pague más aparecerá en primer lugar. Así que para estar entre los primeros lugares tendrás que competir y hacer una inversión significativa por cada palabra clave por lo tanto otro de los errores es competir con precio, lo cual incrementa los gastos operativos.

Esto genera visitas y también algunas ventas, pero no serán tan altas como esperabas. El porcentaje de conversión o ventas obtenidas con relación a los "pagos por click" es inferior al 1%. Además de que, si dejas de pagar, desapareces de los resultados patrocinados, nadie sabe que estás allí y se te acaban las ventas.

Existe una mejor manera para aparecer en los primeros lugares de los buscadores llamada SEO (optimización de los motores de búsqueda), esta estrategia puede tomar más tiempo y preparación pero a la larga te colocará entre las primeras posiciones sin tener que pagar, otra ventaja es que el posicionamiento natural tiene más valor que el enlace patrocinado, por que significa que hay integridad en el contenido del sitio web, lo cual lo hace más confiable y valioso. Posteriormente te hablaré de este concepto.

Continuar… Cómo generar confianza con tu negocio online